¿Qué es la halitosis?

¿Qué es la halitosis?

La boca es la principal puerta de acceso hacia el resto del cuerpo. Su funcionalidad es muy diversa, pues nos permite comer, hablar, sonreír y mucho más. Al ofrecer los cuidados adecuados a la cavidad oral, es posible vivir sin presentar complicaciones en ella. No obstante, de no practicar una higiene bucodental correcta ni acudir al dentista con regularidad, pueden manifestarse diversos problemas. La halitosis es uno de ellos y a continuación te explicamos de qué se trata y cómo evitarla.

¿A qué nos referimos al hablar de halitosis?

La halitosis no es más que el mal aliento. Un problema bastante común que muchas personas a nivel mundial han llegado a experimentar alguna vez. Se estima que alrededor de un 40% de la población presenta un aliento desagradable a lo largo de su día a día.

¿Cuáles son las causas de la halitosis?

El mal aliento puede estar provocado por diversas razones, como pueden ser:

  • Aseo bucal inadecuado.
  • Infección en la zona de las encías.
  • Exceso de placa bacteriana y acumulación de sarro en los dientes.
  • Ingesta de alimentos o bebidas de sabor fuerte.
  • Consumo excesivo de cigarrillos o bebidas alcohólicas.
  • Disminución del flujo de saliva.
  • Trastornos alimenticios.
  • Enfermedades del hígado, diabetes o cáncer.

¿Cómo comprobar que tengo mal aliento?

Lo primero es saber que todos por la mañana presentamos un aliento desagradable. Esto se debe a la disminución del flujo de saliva, que reseca la boca y propicia la descomposición de alimentos que puedan quedar en la cavidad oral.

Fuera de ese estado matutino normal, saber si se está presentando un episodio de halitosis a lo largo del día puede ser posible de dos maneras:

  • Cubrir con ambas manos la boca y la nariz y a través de una exhalación será posible percibir el aliento.
  • Consultar a una persona de confianza si nota un aliento desagradable desde nuestra boca.

¿Es posible evitar la halitosis?

Algunas recomendaciones pueden ayudar a disminuir o erradicar el problema de mal aliento. Estas son:

  • Al levantarte, procura realizar un cepillado dental profundo y correcto por al menos dos minutos. Repitiéndolo después de cada comida para evitar la descomposición de alimentos. Utilizar productos para evitar la acumulación de sarro, como los cepillos interdentales y aplicar enjuagues contra la placa bacteriana.
  • Evita consumir comida de olor fuerte y desagradable como cebolla o ajo. De hacerlo, conviene lavar la boca inmediatamente.
  • Para disminuir el aliento desagradable al despertar, se recomienda cepillar los dientes justo antes de dormir, aplicando enjuague bucal e hilo dental.
  • En caso de utilizar aparatología dental removible (retenedores, férulas, prótesis) lavarla por la noche y antes de volver a colocarla.
  • Acudir a consultas odontológicas regularmente para exploraciones profundas y limpiezas dentales profesionales.

En caso de que después de seguir estos consejos la halitosis persista, será necesario visitar al odontólogo para someterse a una evaluación minuciosa. Exclusivamente este profesional estará en la capacidad de detectar cualquier otro problema, bien sea en las encías, la saliva, debido a sarro, placa bacteriana o algo de mayor seriedad.

Share this post


Contáctanos por Whatsapp
Enviar Consulta